Francia destinará 20 millones de euros para promover uso de bicicleta

El Ministerio de Transición Ecológica de Francia anunció hoy un plan de 20 millones de euros destinado a potenciar la movilidad en bicicleta en las ciudades, una vez se ponga fin al confinamiento por la epidemia de Covid-19.


El ejecutivo pretende que la vuelta al trabajo a partir del próximo 11 de mayo no suponga ni una saturación masiva del transporte público ni un incremento en el uso del vehículo privado, apostando para ello por los desplazamientos en bicicleta, un medio de transporte barato, sano y ecológico.


“Es un impulso para animarnos a usar la bicicleta como medio de transporte durante el período posterior a la cuarentena”, explicó la ministra Elisabeth Borne, quien apostó por dar un paso hacia la cultura de la bicicleta, y que esta sea “la pequeña reina del desconfiamiento de alguna manera”.


El plan de ayuda incluye un bono regalo para la reparación de las bicicletas de segunda mano y la financiación de espacios de aparcamiento para este tipo de vehículos, pero el gobierno también ultima un decreto por el que subvencionará a las empresas cuyos empleados se desplacen de esa forma a trabajar.


“El Estado, los ciclistas, las autoridades locales, las empresas, las asociaciones: todos tienen un papel que desempeñar para hacer del desconfinamiento un buen momento para el ciclismo, un modo de transporte bueno para la salud, el planeta y la billetera”, señaló el comunicado.


Además, ayuntamientos y gobierno regionales preparan medidas para potenciar el uso de las dos ruedas, creando carriles especiales a costa del espacio hasta ahora destinado a los vehículos a motor, y aparcamientos en las estaciones de trenes de cercanías.


En París el Ayuntamiento pretende duplicar las principales líneas de metro con carriles para bicicletas, mientras que en el resto de la región capitalina se crearán un total de 650 kilómetros de ciclovías repartidos en 9 rutas.


“El 60 por ciento de los desplazamientos realizados en Francia en tiempos normales son inferiores a cinco kilómetros, las próximas semanas representan una oportunidad para muchos franceses, ya sean ciclistas o no, para elegir la bicicleta para ir a trabajar o hacer recorridos locales”, señaló el ministerio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: